film izle
Punto de encuentro entre las Empresas, el Medio Ambiente y la Sustentabilidad

A dos años del pacto climático, las metas propuestas en París son aún muy lejanas

Noticias

Comenzó en Alemania una nueva ronda de conversaciones mundiales, mientras ninguno de los países logró los objetivos que se habían fijado para esta fecha

NUEVA YORK.- Dos años después de que varios países firmaron el histórico Acuerdo de París contra el cambio climático, el mundo sigue lejos de prevenir un calentamiento global drástico en las próximas décadas. Esta semana comenzó en Bonn, Alemania, la más reciente ronda de conversaciones climáticas internacionales después de París para dialogar sobre cómo aumentar los esfuerzos.

En el marco del Acuerdo de París, cada país aporta una propuesta para disminuir su emisión de gases de efecto invernadero entre el presente y 2030. Sin embargo, ninguno de los principales países industrializados logró el avance requerido para cumplir su objetivo en la fecha fijada, según nuevos datos de Climate Action Tracker. Ni la Unión Europea ni Canadá ni Japón. Tampoco Estados Unidos que, en la administración Trump, incluso planea abandonar el Acuerdo de París para 2020.

Lo peor es que aunque los gobiernos emprendan acciones adicionales para cumplir con sus promesas individuales, el planeta aún estará encaminado a calentarse más de 2°C sobre los niveles preindustriales, el umbral que los líderes mundiales prometieron evitar en París porque lo consideraron inaceptablemente riesgoso.

1 Estados Unidos

Incluso antes de la elección de Trump, el objetivo fijado por el ex presidente Barack Obama de recortar para 2025 las emisiones de Estados Unidos entre un 26% y un 28% por debajo de los niveles de 2005 era difícil de lograr.

Mientras las emisiones del sector energético estadounidense disminuyen rápidamente -al tiempo que cientos de plantas de carbón cierran en favor de energías más limpias, como la eólica, la solar y el gas natural-, otros sectores, como el de transporte y la industria pesada, han probado que es más difícil realizar procesos más limpios.

Trump, por su parte, ha desconocido la promesa de su antecesor y está desmantelando las regulaciones de la era Obama diseñadas para disminuir en mayor medida las emisiones, por ejemplo, el plan de energía limpia.

Por el momento, los analistas piensan que Estados Unidos no alcanzará los niveles prometidos en París.

2 Unión Europea

La Unión Europea podría quedarse algo corta en su promesa de disminuir el 40% de las emisiones para 2030, en comparación con los niveles de 1990.

Mientras los funcionarios europeos crearon un sistema continental de comercio de derechos de emisión para restringir las emisiones por electricidad o industria pesada, esa regulación deja fuera a sectores como el de transporte y agricultura.

El progreso entre los países europeos fue desigual: Gran Bretaña eliminó rápida y progresivamente el uso del carbón para generar energía. Pero se prevé que Alemania no alcanzará sus objetivos en el corto plazo.

3 China

Expertos externos afirman que China diseñó un compromiso en París que era relativamente fácil de alcanzar: las emisiones totales llegarían a su punto más alto alrededor de 2030 y el país obtendría el 20% de su energía de fuentes no fósiles.

Diversos estudios recientes indican que las emisiones chinas podrían llegar a su punto más alto años antes de lo programado, al tiempo que la antes insaciable demanda de energía del país ha disminuido (aunque otros analistas cuestionaron el reporte de emisiones de China). Pero para mantener al planeta por debajo de los 2°C de calentamiento se requeriría que las emisiones de carbón no sólo se estabilizaran, sino que descendieran drásticamente para 2030.

4 La India

Debido a que la India es relativamente pobre, con 240 millones de sus ciudadanos aún sin acceso a la electricidad, la nación argumenta desde hace tiempo que los países más desarrollados deberían dar los primeros pasos para recortar emisiones. Así, el compromiso de la India es menos restrictivo que los de Europa o Estados Unidos.

Los negociadores se reúnen estos días en Bonn para analizar lineamientos para transparentar los compromisos y las políticas nacionales.

En este momento, muchos de los compromisos de París se mantienen bastante opacos y la mayoría de las naciones fueron poco precisas sobre políticas específicas que pondrán en marcha para alcanzar los objetivos. No hay un mecanismo oficial para cuantificar el progreso.

Incrementar la transparencia de los compromisos facilitaría que los países se presionaran entre ellos para realizar más esfuerzos, que fue como se diseñó el Acuerdo de París.

Un acuerdo ambicioso y discutido

26% Recorte en EE.UU.

Con Obama, EE.UU. se propuso limitar sus emisiones de dióxido de carbono entre un 26% y un 28% para 2025, una meta difícil de lograr

40% Disminución en Europa

Se fijó el objetivo de recortar un 40% las emisiones para 2030; el progreso es desigual y no todos los países podrán lograrlo

20% Reducción en China

Los chinos se pusieron este objetivo sencillo para 2030, pero se necesita una contribución mayor

Autor: Brad Plumer

Fuente: The New York Times – 11/11/17

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *